Plástica OSWALDO VIGAS EN PARÍS

Lo más importante de esta exposición del artista valenciano —desde el 15 de junio en la Galería de Arte Ascaso— es que permite descubrir el período de casi seis años que definió su trayectoria posterior. En ese lapso se encuentran varias claves esenciales que, con el tiempo y un trabajo persistente, lo ha convertido en una figura cimera de la plástica nacional. Oswaldo Vigas en París (en la foto a la derecha) recoge más de 80 obras —óleos, gouaches y tintas— creadas en la capital francesa entre 1959 y 1965 y, algo a destacar, nunca exhibidas en Venezuela. Una muestra de importancia medular —coordinada por Josefina Nuñez— para comprender su evolución y para apreciar el empleo de distintas materias, texturas y colores en su propuesta pictórica.

El propio Vigas lo expresa así: “las obras son producto de un momento de catarsis, de libertad total y de contacto con la tierra, con el instinto. Técnicamente la pincelada es más suelta, el gesto más libre; un gesto del que comenzaron a nacer nuevas formas y nuevos personajes”.

Piedras fértiles, Paisajes míticos, Signos y Personagrestes son los módulos que amparan estas obras que recurren a temas propios en la obra completa de Vigas. Nuñez considera que “pueden ser comprendidos más ampliamente como series abiertas, maneras de ir de la abstracción a la figuración, de la atmósfera a la línea”.

Perán Erminy, autor del texto del catálogo, asegura que las obras que celosamente atesoró el artista, ajenas a los espectadores durante el último medio siglo, nos imponen una relectura actual de toda su producción pictórica y dibujística y una revisión radical de su lenguaje —tanto en lo que concierne a la forma como al discurso— por cuanto se despojan de toda narratividad, rechazando toda descripción representativa o figurativa.

Para Vigas las pinturas que integran la muestra son el diario de una resurrección: “yo nací con esta exposición porque ya tenía un lenguaje propio y traté de borrarlo para empezar de cero. Mi pintura siempre había tenido un lado figurativo; ahí lo eliminé totalmente y me quedé con el signo y la materia”.

OSWALDO VIGAS EN PARÍS. Galería de Arte Ascaso. Av. Orinoco de Las Mercedes, Caracas. Del 15 de junio al 8 de agosto de 2008. Pueden visitarla de 8:00 a.m. a 12:00 m. y de 2:00 p.m. a 6:00 p.m. entre lunes a viernes, y de 10:00 a.m. a 2:00 p.m. los sábados y los domingos.

Acerca de Alfonso Molina

Alfonso Molina. Venezolano, periodista, publicista y crítico de cine. Fundador de Ideas de Babel. Miembro de Liderazgo y Visión. Ha publicado "2002, el año que vivimos en las calles". Conversaciones con Carlos Ortega (Editorial Libros Marcados, 2013), "Salvador de la Plaza" (Biblioteca Biográfica Venezolana de El Nacional y Bancaribe, 2011), "Cine, democracia y melodrama: el país de Román Chalbaud" (Planeta, 2001) y 'Memoria personal del largometraje venezolano' en "Panorama histórico del cine en Venezuela" (Fundación Cinemateca Nacional, 1998), de varios autores. Ver todo mi perfil
Esta entrada fue publicada en 1 y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s