Manuel Guevara LOS CONSEJOS COMUNALES: REALIDAD Y FARSA

El domingo 31 de agosto, en el programa Aló Presidente, se anunció que la planta de llenado de gas líquido de petróleo de Santa Rosa, estado Barinas, será manejada por los consejos comunales. En general, según la ley correspondiente y los anuncios oficiales, los consejos comunales realizan contraloría social de los proyectos de alcaldías, gobernaciones, ministerios; supervisan escuelas, ambulatorios y hospitales; si hay acaparamiento, especulación y desvío de alimentos; intervendrán en el manejo de las estaciones de gasolina, en la distribución de bombonas de gas, en la lucha contra la delincuencia, en la supervisión de, en la defensa del país, en fin… ¿en qué no intervendrán los consejos comunales?

En sus inicios los consejos comunales fueron concebidos como un mecanismo de participación de las comunidades, dirigidos a la solución de sus problemas más perentorios, con el apoyo de los organismos públicos. Los consejos comunales agrupan a los vecinos de una comunidad; amas de casa, trabajadores, jóvenes, jubilados, etc., cuyos miembros dedican parte de sus horas libres a trabajar por la comunidad en los diversos comités de trabajo: salud, deportes, seguridad, etc.

En realidad, con los consejos comunales sucede lo que ocurre con las asociaciones de vecinos, las juntas de condominio y las cooperativas; requieren de un permanente esfuerzo organizativo, que no puede ser decretado; tiene que construirse paso a paso. Por eso no es de extrañar que muchísimos consejos comunales hayan dejado de funcionar, algunos son controlados por funcionarios de alcaldías y gobiernos, apropiados por militantes de partidos políticos, sin autonomía; la mayoría de los consejos que funcionan han recibido ingentes recursos para ejecutar proyectos con resultados bastante desiguales; muchos otros consejos languidecen sin pena ni gloria. En la gran mayoría de los consejos la participación popular brilla por su ausencia, secuestrada por burócratas, politiqueros y corruptos.

¿Las funciones asignadas a los consejos comunales van a ser realizadas con voluntarios en sus horas libres? ¿Con qué personal (ingenieros, abogados, administradores, fiscales, trabajadores) van a contar los consejos para asumir efectivamente tantas funciones y responsabilidades? ¿Con qué infraestructura, equipos, sistemas, vehículos van a contar los consejos? Una primera intención presidencial es convertir a los consejos comunales en brazos operativos del Estado, asumiendo funciones de ministerios, gobernaciones y alcaldías; se pretende transformarlos en organismos de control social y político, similares a los Comités de Defensa de la Revolución CDR cubanos.

Pero más allá de esos propósitos, en la realidad, la entrega de nuevas responsabilidades a los consejos comunales (reflejados en 12 de los 26 decretos-leyes de la habilitante) no son sino parte de una gigantesca campaña propagandística en la cual se quiere hacer creer a los venezolanos que las decisiones importantes son tomadas por el pueblo, organizado en consejos comunales, y no por una jefatura única, vertical, personalista y autoritaria que decide todo sin la participación del pueblo, como se evidenció en la aprobación inconsulta e inconstitucional del paquetazo de los 26 decretos-leyes.


Acerca de Alfonso Molina

Alfonso Molina. Venezolano, periodista, publicista y crítico de cine. Fundador de Ideas de Babel. Miembro de Liderazgo y Visión. Ha publicado "2002, el año que vivimos en las calles". Conversaciones con Carlos Ortega (Editorial Libros Marcados, 2013), "Salvador de la Plaza" (Biblioteca Biográfica Venezolana de El Nacional y Bancaribe, 2011), "Cine, democracia y melodrama: el país de Román Chalbaud" (Planeta, 2001) y 'Memoria personal del largometraje venezolano' en "Panorama histórico del cine en Venezuela" (Fundación Cinemateca Nacional, 1998), de varios autores. Ver todo mi perfil
Esta entrada fue publicada en 1 y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s