Venga a conocernos BIENVENIDO MÍSTER SNOWDEN, por Alicia Freilich

Edward Snowden“Como alcalde vuestro que soy os debo una explicación y la explicación que os debo, os la voy a pagar”

Bienvenido Míster Marshall, film español de Luis García Berlanga, 1953.

 

Si usted Edward Snowden, defensor a ultranza de los derechos humanos, antes de refugiarse aquí, hace un cursito en Cuba, llega perfecto porque destrezas adquiridas en la CIA y la NSA  junto a las de la KGB actualizadas, son la fórmula ideal para que siga de espía doble agente y también ayude a más de la mitad de Venezuela, es decir, a los electores del 14 de abril pasado, votantes contra este régimen, calificados de pitiyanquis, derecha vendida al imperialismo norteamericano, traidores a la patria, canalla mediática, burguesitos, la nada, en fin, le conviene un traductor fijo. Es la costumbre de fraude y ofensa  que lesiona el derecho humano a verificar y dignificar el resultado fiel de cada acción ciudadana individual. Norma de igualdad y fraternidad en su lar, los Estados Unidos de Norteamérica.

Si se disfraza de técnico del G2, confiable especialista en mantenimiento de sofisticada maquinaria electrónica, puede ingresar fácilmente al CNE y al mejor estilo del novelista John Le Carré, cotejar los cuadernos de votación allí ocultos en copia con el resultado oficial aparatoso de dicho evento hasta hoy acatado incluso por la OEA. Parece que esas pruebas originales se encuentran vía La Habana, en nuestro Tribunal Supremo de Justicia, nada que ver con la Suprema Corte de su país.

Si le hacen una versión al inglés del libro de Alfredo Meza sobre el asesinato de Danilo Anderson, fiscal del Ministerio Público, órgano del Poder Ciudadano, más otras pistas, puede llegar a los cerebros grises que concibieron el crimen del personaje, llorado en público por el gobierno de turno. De paso, revelar los nombres de los ejecutores del hecho todavía sin respuesta del sector oficial, conducta que contradice el universal derecho humano a la vida. Con el mismo método conozca libros y artículos de prensa sobre los motivos de fondo que impulsan la saña contra el  General Raúl  Baduel, el comisario Iván Simonovis, la jueza María Afiuni y otros presos políticos, de mucha gente perseguida y torturada, violados en el esencial derecho humano a la defensa y libertad con el debido proceso. Consiga un resumen de las informaciones que el veterano comunicador Nelson Bocaranda,el más acosado de los innumerables vigilados colegas, entregó regularmente sobre la enfermedad de Hugo Chávez  Frías, lo compara con los breves comunicados de Miraflores más los reportes médicos castristas y da con la verdadera causa del secretismo gubernamental y del PSUV, que atenta contra el derecho cívico a conocer la salud física y mental  del primer mandatario y otros funcionarios públicos. Es lo normal en su lugar de origen.

Para su relax mire por Internet la película Bienvenido Míster Marshall del gran Berlanga y por él mismo renovada en el 2000. Vea cómo esta obra maestra de la parodia, reveló al mundo la pobreza material y moral, el terror, la sumisión de funcionarios mediocres y perversos en la España franquista, disfrazando al pueblo con sus mejores galas y falsos elogios de los xenófobos empleados del dictador a los supervisores gringos y así lograr ayuda del Plan Marshall que destinó millones de dólares para reconstruir la Europa de la segunda posguerra evitando que sucumbiera bajo dominio soviético. Con los términos invertidos así conoce usted a su anfitriona, esta revolución soberana cada día más dependiente de los imperios ruso y chino, mientras arriesga la segura, tradicional venta petrolera a su nación, renta única que por ahora permite un mínimo sustento nacional. Le toca también averiguar esa contabilidad de quién tiene pájaros bravos en la cabeza y a su alrededor.

En ficción y  realidad, hoy como ayer, el tiro les sale por la culata. ¿Cómo suena eso en su idioma natal?

alifrei|@hotmail.com

Acerca de Alfonso Molina

Alfonso Molina. Venezolano, periodista, publicista y crítico de cine. Fundador de Ideas de Babel. Miembro de Liderazgo y Visión. Ha publicado "2002, el año que vivimos en las calles". Conversaciones con Carlos Ortega (Editorial Libros Marcados, 2013), "Salvador de la Plaza" (Biblioteca Biográfica Venezolana de El Nacional y Bancaribe, 2011), "Cine, democracia y melodrama: el país de Román Chalbaud" (Planeta, 2001) y 'Memoria personal del largometraje venezolano' en "Panorama histórico del cine en Venezuela" (Fundación Cinemateca Nacional, 1998), de varios autores. Ver todo mi perfil
Esta entrada fue publicada en Otras voces, Sociedad y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s